Cómo diseñar el interior de tu armario

 In Armarios

Los armarios son un espacio de almacenamiento imprescindibles para nuestro día a día. A lo largo del día guardamos y sacamos cientos de objetos de los armarios, por lo que su distribución interior debe estar diseñada según nuestros gustos y necesidades. De esta forma encontraremos las cosas mucho más fácil y rápidamente y ahorraremos gran cantidad de tiempo.

Para conseguir una distribución que resulte práctica debemos pensar con antelación cuales son nuestras necesidades y cual es la forma en la que nos gusta ordenar las cosas. De esta forma crearemos un diseño interior del armario que nos resulte cómodo, lo que nos ayudará a mantener el orden.

Saber las medidas y el tipo de puerta que llevará el armario es importante para diseñar la distribución interior. Por ejemplo, si escogemos unas puertas correderas lo más frecuente es que se hagan tantas divisiones verticales como puertas tenga el armario. De esta forma el acceso al interior será mucho más sencillo.

Cada sección vertical o cuerpo no suelen superar el metro de ancho para evitar que las baldas y estantes se curven con el peso de la ropa u objetos.

Dentro del armario te podrás ayudar de barras de colgar, cajoneras, zapateros, baldas…Para saber lo que vas a necesitar lo mejor es saber que espacio necesitas exactamente para meter toda la ropa.

Algunas otras recomendaciones:

  • Es frecuente dejar un espacio vertical de entre 130 y 170 cm de alto para la ropa mas larga como abrigos o vestidos. Para la ropa corta como camisas, blusas o chaquetas el espacio deberá ser de entre 90 y 120 cm.
  • Para las baldas es recomendable que sean regulables en altura y con un ancho de entre 30 y 40 cm así podrás adaptarlas a las diferentes prendas o complementos.
  • En relación a los cajones lo mejor es escogerlos sin tiradores para que ocupen menor espacio y dentro de ellos usar organizadores para tener las prendas mucho más organizadas.
  • Si piensas poner los zapatos dentro del armario déjales un espacio amplio en la parte inferior y opta por un cajón cerrado. Otra buena opción es poner un zapatero en el recibidor o en otro rincón de la habitación.
  • Si tienes un armario empotrado y llega hasta el techo, los maleteros son una genial opción. Allí podrás guardar las mantas, ropa fuera de temporada o las maletas. Será una zona de acceso más difícil, por eso es recomendable usarla para objetos que no usas con frecuencia.

Si quieres diseñar tus armarios a medida en Málaga no dudes en ponerte en contacto con nosotros en el 952 34 83 00 o 952 64 05 77. Nuestro equipo de interioristas te ayudarán en todo lo que necesites.